Buscar este blog

sábado, 28 de enero de 2012

Café Oliver, Chueca. Madrid

Mi reciente paso por Madrid para asistir a la inauguración de los Héroes locales de Nomaders, en el cual participé, me ha dejado un sabor agridulce ( gastronómicamente hablando) ya que es un territorio tan inexplorado para mi que me hubiera gustado visitar muchos de los buenos restaurantes que hay repartidos por la capital de España. Como el tiempo del que disponía era más bien escaso, tan sólo pude acercarme a almorzar a un restaurante y el elegido fue Café oliver, un restaurante de cocina mediterránea  que es toda una institución en el barrio de Chueca.



Ubicado en este barrio tan castizo fue inaugurado en 1966 por el actor Adolfo Marsillach y por él han pasado numerosos artistas, escritores y gente del espectáculo. En el 2002 pasó a otras manos y a pesar de  tener una competencia feroz en la zona, ha sabido hacerse un hueco gracias a su cocina sencilla, su buen brunch de fin de semana y su ambiente moderno y chic. Hay que decir que tiene una carta amplia de especialidades mediterráneas, brunch, menús para grupos y un interesante y asequible menú del día.


El ambiente del local es muy acogedor y está decorado con mucho gusto lo que unido a la solera del local dan como resultado un restaurante moderno y cómodo con una clientela exigente que disfruta del buen comer en un ambiente muy relajado. Aconsejo ir temprano o reservar porque es un lugar muy de moda y suele estar hasta los topes.
En su carta podemos encontrar platos muy distintos entre sí como keftas, ensaladas, pescados o carnes como el Estik tartar o el carpacio de solomillo con parmesano y aceite de albahaca. De postres cuentan con varias opciones clásicas como el cheesecake o la tarta tatín.


Yo decidí probar su menú del día ( 14,50 euros) que constaba de 3 primeros y tres segundos a elegir y bebida, postre o café. Me decanté por un pastel de merluza con coulis de pimiento rojo que me encantó, por su cremosidad y sabor. Un acierto la salsa que lo acompañaba.


Como segundo elegí pasta curry de manzanas y gambas con nido de puerros. Esperaba algo más la verdad. Noté que al plato le faltaba algo y lo noté demasiado "vacío" de sabor. Y como postre una infusión, la digestión manda. Las raciones no son muy grandes pero te dejan satisfecho y el servicio estuvo atento en todo momento. 




Un lugar muy cool que cuenta con una buena cocina mediterránea a precios no muy desorbitados. Con la opción del menú diario podréis comer por menos de 15 euros comida de calidad con toques modernos y buenos resultados. Si queréis ir a la carta los precios rondarán los 30 euros y si sois aficionados al brunch, ese invento para trasnochadores o hambrientos empedernidos, este lugar tiene bastante fama, no sólo por su comida, sino por el gran ambiente que se respira en este mítico local madrileño.


Datos de interés

- Café oliver. Calle almirante, 12. Barrio de chueca Tlfno: 915217379. Menú diario, 14, 50 euros. Buen brunch los fines de semana por 25 euros. Mejor reservar. 

martes, 10 de enero de 2012

Bodegas Campos, Córdoba

Como recordaréis, recientemente os recomendé en myguiadeviajes, mi blog de viajes, 5 sitios para comer bien en Córdoba, y uno de ellos, según muchos entendidos en materia gastronómica es este mítico restaurante de cocina tradicional ubicado en pleno centro de la ciudad de los califas. Además del restaurante y la taberna, cuenta con salones donde organizan bodas, banquetes, tienen tienda, una fundación y hasta un servicio de catering. Hasta allí nos fuimos buscando esas excelencias de las que nos habían hablado.. y bien que valió la pena!!.
Adentrarse en este local es un mundo que no hay que perderse: preciosos patios con flores, salones de celebraciones, una curiosa colección de carteles de ferias, una ermita rehabilitada o barriles firmados por personalidades que han disfrutado en esta casa. Todo está en su sitio y con un encanto dificil de igualar.

Patio interior
Para comer cuenta con una taberna por si queremos una comida más informal, con un restaurante con varias estancias y con más de 10 de salones de distintas capacidades perfectamente decorados para cualquier tipo de evento. Todos ellos con una exquisita decoración clásica donde el cálido ambiente te hace sentir realmente cómodo.
Uno de los bonitos carteles de Feria
En Bodegas Campos encontramos una cocina tradicional de calidad pero sin olvidar las nuevas tendencias, siempre usando las materias primas más frescas. Y el resultado son unos platos cuidados, excelentemente presentados y que guardan todo el sabor de antes. En su carta encontramos variados entrantes como la milhoja de foie, manzana y gelatina de Pedro Ximenez, guisos tradcionales, carnes de calidad como el cordero o el cochinillo y pescados frescos como el rape a la parrilla o el lomo de lubina con verduras.
De postres andan sobrados, y encontramos desde leche frita a un curioso estofado de piña con yogurt.
Por supuesto que en un lugar así la carta de vinos debe ser amplia y de calidad. Y aquí hay referencias para todos los gustos. Os dejo las cartas del restaurante y de vinos para que se os vaya haciendo la boca agua...

Nosotros hemos comido en su comedor principal, el Salón de ganaderos, rodeados de cuadros de ganaderos de la provincia de Córdoba y en un ambiente muy acogedor.
A pesar de que también cuenta con un menú degustación hemos decicido comer a la carta. Hemos probado su jamón ibérico puro de bellota al que le doy un 10, no sólo por su exquisito sabor sino también por su cuidado corte. Se nota que este jamón es de buena procedencia.
 Por supuesto hemos tenido que probar su salmorejo, muy suave y que me ha dejado tal sabor y recuerdo que tengo que volver a probarlo.....¡¡Debo deciros que es el mejor que he probado durante mi estancia en Córdoba, exquisito!!.

Salmorejo, mi debilidad.
Como entrantes hemos optado también por unas almejas a la marinera fresquísimas, jugosas y con ese sabor a mar tan característico que las convierten en un bocado exquisito. Y como platos principales una paletilla de cordero en su jugo de las que no se olvidan fácilmente. De carne tierna y sabrosa, como tiene que ser, acompañada de verduras a la plancha. 
Almejas a la marinera
Paletilla de cordero en su jugo
La costilla ibérica de cerdo cocinada a baja temperatura me ha sorprendido y me ha parecido un acierto absoluto aunque he de decir que el plato me ha resultado algo escaso, no por culpa de nadie, la carne de las costillas es así de escasa. Tierna y jugosa viene acompañada con puré de patatas y champiñones dándole ese contraste que el plato necesitaba. Os recomiendo que la probéis porque parece simple su elaboración pero el resultado es exquisito.
El servicio es todo momento atento y muy profesional. Así da gusto.

Costilla ibérica

Patio interior
Uno de los salones
Y poco más, tenemos el estómago tan lleno que no podemos con los postres, los tomaremos en alguna buena pastelería de la ciudad y de paso hacemos que la cuenta no suba en exceso. Que por cierto, tengo que deciros que ronda los 35-40 euros por persona. Pero con lo que he disfrutado y lo bien que he comido aquí los doy regalados....
¡¡Espero que le hagáis una visita a este mítico local Cordobés porque váis a comer como los ángeles, os lo aseguro!!.  

Dirección
- Su completaWeb: Bodegas Campos.
- Calle de los Lineros, 32. A 10 minutos a pie de la Mezquita. Teléfono: 957 497 500 Si queréis comer en el salón hay que reservar.
- Horarios: De 13h - 16h y de 20:30h - 23:00h . Cierra domingos noche.